Barcelona acoge un intercambio juvenil sobre Arte y Activismo Gitano

Barcelona acoge un intercambio juvenil sobre Arte y Activismo Gitano

Durante cinco días varios jóvenes romaníes de diferentes países europeos han participado en un intercambio juvenil en Barcelona organizado por la Asociación Intercultural Nakeramos con el fin de analizar el papel que puede desempeñar el arte en la lucha contra el antigitanismo.

En esta última década, la Comisión Europea está apostando fuertemente por el intercambio de ideas y experiencias de diferentes países para conseguir construir una Europa mucho más cohesionada y rica desde el punto de vista de social y cultural, así como una ciudadanía más activa y democrática. En este escenario han surgido numerosos movimientos sociales de la mano de jóvenes romaníes. Cada vez es más común poder tener contacto entre entidades gitanas de diferentes países y poder intercambiar experiencias y actuar de manera conjunta gracias a programas como el Erasmus Plus.

Esta semana ha tenido lugar un intercambio juvenil muy significativo en la ciudad de Barcelona que ha reunido a jóvenes romaníes de Catalunya, Bulgaria, Polonia, Albania, Macedonia e Italia. El objetivo del encuentro, que ha durado cinco días, ha sido discutir como desde diferentes disciplinas artísticas se ha influido en la construcción de la imagen social del pueblo gitano, además de analizar como el arte puede ser una herramienta para el activismo social.

María Rubia, presidenta de la entidad Nakeramos y organizadora del evento, nos explica como artistas como Ferderico García Lorca “a través del pueblo gitano denunciaba la opresión del contexto político de su época. Él no hablaba de su homosexualidad directamente, pero sí a través del pueblo gitano, con su famosa obra el romancero gitano, hacía una fuerte crítica de la sociedad”.

Otro de los artistas que se han estudiado en el intercambio ha sido Helios Gómez, pintor gitano que mediante su vida y su obra combatió el fascismo en la primera mitad del siglo XX, para ello contaron con la presencia de Gabriel Gómez, hijo del pintor. También acompañó a los jóvenes Álex Leonard, quien introdujo la figura de su padre, Jaques Leonard, el famoso fotógrafo que mediante su cámara captó una mirada única de los gitanos de la Barcelona de la postguerra.

El domingo, el último día del intercambio, los jóvenes extrajeron conclusiones y realizaron una flash mob en el parque de la Ciutadella con el objetivo de visibilizar el activismo juvenil gitano y la voluntad de una nueva generación de jóvenes romaníes. María señala que “se puede combatir el antigitanismo de muchas maneras, el activismo gitano no debe consistir única y exclusivamente en acudir a manifestaciones. Por ejemplo, mediante la música, con la letra de una canción puedes ser reivindicativo. Se trata de que cada uno encuentre donde se siente más cómodo”.

Uno de los resultados de este intercambio ha sido la creación de una red de entidades que trabajarán mediante plataformas sociales como Facebook y Twitter para combatir el antigitanismo a nivel nacional e internacional de manera creativa. A Graciano Halilovich, uno de los participantes italianos, le gustaría que “este encuentro no quedase aquí, porque el arte es un buen instrumento para combatir el antisiganismo, y nos queda aún mucho para aprender sobre como emplear tus capacidades artísticas en el mundo de la reivindicación social”.

Sobre el autor

Pedro Casermeiro Pedro Casermeiro
Pedro Casermeiro és llicenciat en Psicologia per la Universitat de Barcelona. És membre de la directiva de Rromane Siklǒvne i de la Fundació Privada Pere Closa. Pedro també es formador en llengua romaní i coordinador del “Museu Virtual del Poble Gitano a Catalunya”.

Leave a Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies