‘El cambio viene con fuerza de mujer’, el mensaje de Drom Kotar Mestipen

‘El cambio viene con fuerza de mujer’, el mensaje de Drom Kotar Mestipen

Hemos tenido la ocasión de conversar con María Cortés y Maripaz Anderson, dinamizadora y coordinadora respectivamente de la asociación de mujeres gitanas Drom Kotar Mestipen para analizar este último año marcado por la pandemia y las perspectivas de futuro para a la población gitana.

Aunque las circunstancias que estamos teniendo que afrontar este último año no son nada sencillas, Drom Kotar Mestipen lo tiene muy claro, éste es también un momento para no resignarse y transformar la realidad en la que vivimos. Y eso es lo que nos comenta María Cortés que ha encontrado en las mujeres gitanas que participan en las actividades de la asociación. “Al final los más afectados por cualquier situación de crisis siempre son las personas que están en una situación más vulnerable, y a la población gitana esta situación le ha afectado muchísimo, pero también desde la entidad hemos visto como las familias le han dado la vuelta a la situación. Ha salido a la luz más que nunca esa solidaridad que nosotros siempre tenemos. Las familias han compensado las dificultades que se les han presentado con ayuda mutua. Hay mujeres que han creado bancos de alimentos en sus barrios, mujeres que han impreso los deberes de los hijos y los han llevado a los hogares que no disponían de medios para seguir las clases online o madres que han creado grupos de wasap para resolver dudas y poder compartir informaciones y poder ayudarse entre todas”.

No obstante, desde la entidad son muy conscientes de las consecuencias económicas que la pandemia está dejando entre la población gitana, desempleo, precarización laboral y el consecuente empobrecimiento. “Es una pandemia que ha afectado muchísimo a las familias gitanas, especialmente a las que tienen como fuente de ingresos la venta o trabajos de cara al público. Muchas personas han perdido su trabajo y esto evidentemente requiere que haya un desarrollo formativo y de opciones laborales que no sean siempre las más precarias, porque son siempre las más afectadas. Nosotros como entidad tenemos muy claro que la solución pasa por la formación y poder trabajar con la administración para desprecarizar este tipo de situaciones”, explica Maripaz Anderson.

Desde la entidad nos recuerdan que su misión ha sido siempre la promoción de la educación y la formación entre las mujeres gitanas y que, ahora más que nunca, la apuesta por la educación de calidad y contrastada debe ser prioritario. Ésta es, además, la reivindicación de las mujeres que participan en el seno de la asociación. “Lo que hemos podido ver a lo largo de los diferentes Encuentros de Estudiantes Gitanas es que las mujeres tienen muy claro que sus hijas y sus hijos estudien porque ven que la venta no es lo que era hace unos años. Están apostando mucho por la educación y sus reivindicaciones son tener acceso a una educación de calidad que dé resultados para que sus hijos e hijas puedan tener un respaldo académico”, explican.

Comentan también que “no hay que inventar nada nuevo” ya que actualmente se posee mucha evidencia científica sobre el tipo acciones que están consiguiendo tener un impacto positivo en la educación de personas independientemente de su origen geográfico o cultural. “Tenemos ejemplos de escuelas con comunidad gitana que han hecho cambios muy importantes en cuanto al absentismo. Escuelas que tenían un índice de absentismo del 65% pasan al 1% implementando actuaciones educativas de éxito”, esgrime Maripaz.

Desde la entidad también reivindican la necesaria implicación de los actores políticos en el desarrollo de acciones que se hayan demostrado eficientes para transformar situaciones de vulnerabilidad social. “Nosotras nos centramos mucho en visibilizar aquello que sí funciona, porque es que ya está ahí. No hay que darle muchas vueltas. Eso sí, hay que tener voluntad política. En esto hay que reconocer que el Plan Integral del Pueblo Gitano es pionero porque recoge explícitamente la implicación de las acciones educativas de éxito y esto no está en todas partes. Hay que hacer que llegue a todas partes, es un tema de justicia”.  

En 2018 Drom Kotar Mestipen aglutinó la participación de más de 350 mujeres gitanas de toda Europa en su segundo Congreso Internacional de Mujeres Gitanas

Un espacio de participación para las mujeres gitanas

Los Encuentros de Estudiantes Gitanas son el verdadero motor de Drom Kotar Mestipen. En la última ocasión en que la entidad pudo organizar el encuentro de manera presencial, reunieron más de 300 mujeres gitanas. De los diálogos que se establecen entre mujeres de toda Cataluña nacen las diferentes acciones que Drom Kotar Mestipen desarrolla a lo largo del año.

En esta última ocasión, el Encuentro de Estudiantes Gitanas de Cataluña tuvo que realizarse en línea aún con las dificultades que esto podía entrañar. “El último encuentro significó romper con todos los estereotipos. Cuando en verano todavía el mundo se estaba acostumbrando a las videoconferencias, a utilizar Zoom, cuando aún era muy nuevo, organizamos un encuentro con mujeres gitanas de toda Cataluña. Podríamos haber puesto de excusa la pandemia y no hacer nada, pero eso no transforma. Las mujeres tenían muy claro que era el momento más importante para reunirse. Necesitaban hablar sobre el inicio del curso y las condiciones de seguridad, querían saber que decía el mundo científico y teníamos ponencias sobre salud al respecto”, explica Maripaz.

Así las mujeres que participaron en la preparación del Encuentro de Estudiantes Gitanas decidieron que este año el lema de la reunión debía ser ‘Educación y salud, no queremos elegir, defendamos las dos’. “Las conclusiones fueron muy claras. Educación de calidad para nuestros niños y niñas, igualdad de oportunidades, asegurar el acceso y las condiciones con todos los niños y niñas por el tema de la brecha digital, asegurar que desde las escuelas se ponen las medidas necesarias para que todos los alumnos y alumnas salgan con las mismas competencias, con un buen nivel educativo y con altas expectativas”, resumió María Cortés.  

Un año de cambios pero con afán de superación

Drom Kotar Mestipen ha organizado diferentes formaciones de monitoras de educación en el tiempo libre para fomentar los referentes positivos en el ámbito educativo

Como al resto de entidades sociales, el confinamiento del pasado mes de marzo cogió por sorpresa a Drom Kotar Mestipen y, al igual que sucedió con el Encuentro de Estudiantes Gitanas, las circunstancias obligaron a convertir por completo su actividad y seguir ofreciendo el servicio más útil posible a mujeres gitanas. “Tuvimos que hacer cambios, un gran trabajo de adaptación, pasando a desarrollar todas las actividades en línea, y ello requirió mucho soporte técnico con las participantes de manera individualizada para asegurar su participación y que pudieran seguir las actividades mediante videoconferencia”, narra María.

“En el curso de monitoras muchas mujeres se quedaron a la mitad justo cuando empezó el confinamiento, no pudieron acabar prácticas ni las memorias técnicas. Dejamos de reunirnos de manera presencial para dar soporte a hacerlo todo por teléfono o por videoconferencia. Así muchas mujeres han podido finalizar y entregar la memoria de prácticas, ¡incluso hay una persona que escribió la memoria con el móvil!”, exclama María.

“Hacer la memoria con el móvil es querer hacer las cosas y son los detalles que tenemos que visibilizar porque, si no, puede quedar la sensación que el Pueblo Gitano está sentado esperando a que alguien venga a solucionarles el problema. Y nada más lejos de la realidad, todos los días tenemos mujeres gitanas que buscan y encuentran soluciones. Es injusto que una persona tenga que hacer su memoria en un móvil porque no tiene portátil –que eso quiere decir que sus hijos tampoco tienen portátil–. Somos muy conscientes de las desigualdades de las que partimos, pero también lo somos que tenemos que valorar a esa mujer que en el móvil hizo su memoria, utilizando el Word, incluyendo fotografías y la consiguió entregar. Vamos a trabajar para que esas desigualdades sean cada vez menos, pero no dejemos de destacar a aquellas que siguen avanzando a pesar de las dificultades”, añade Maripaz.

Este 2020 ha sido la primera vez que el tradicional Encuentro de Estudiantes Gitanas de Cataluña se celebra de manera virtual

Construyendo alternativas en un momento clave

La estructuralidad de las desigualdades económicas y laborales que afectan a la población gitana desde la crisis de 2008 preocupa mucho a la asociación de mujeres gitanas, y es que según los frecuentes estudios comparativos que realiza la Fundación Secretariado Gitano, el desempleo no ha dejado de crecer entre las personas gitanas desde ese momento. Para evitar que se repita y se recrudezca la situación con esta nueva crisis, Drom Kotar Mestipen apuesta por la educación y formación de calidad.  

“Lo más importante es apostar por la formación, ya que al final ésta te puede abrir muchas puertas y asegurar un trabajo no precarizado, y lo tenemos muy claro, si tienes formación, tienes más opciones de trabajo y más oportunidades. Estamos viendo, a través de las mujeres que participan en la entidad, que muchas están aprovechando este momento de dificultad para formarse. Durante esta pandemia, iniciamos una formación de veladoras escolares, el primer curso online de la entidad y ha tenido un gran éxito, de 17 mujeres que lo empezaron, 17 lo han acabado y han conseguido su certificado. Muchas de nuestras mujeres también empezaron la formación para obtener el Graduado en Educación General Obligatoria que organiza el Plan Integral del Pueblo Gitano”, explica María Cortés.

“¿cómo se gestionó la educación de estos chicos y chicas gitanas que se quedaron ya a partir de la crisis de 2008 y que no pudieron repuntar? Hay que analizarlo y hacer todo lo contrario. Quienes hoy día sí están encontrando trabajo, quienes sí están llegando a la universidad son aquellos que se asocian, que se ayudan, que se acompañan. Esos son los chicos y chicas gitanas que están teniendo éxito, los que tienen referentes gitanos dentro y fuera de la escuela. Lo que hay que hacer es coger aquello que funciona y multiplicarlo”, argumenta Maripaz. Para adaptarse a las nuevas características del mercado laboral, Drom Kotar Mestipen ha empezado a planificar formaciones muy vinculadas a las nuevas tecnologías.

“Como entidad analizamos cual era la situación que se estaba dando. Cuando buscas en portales de búsqueda de empleo, te das cuenta que se piden menos requisitos formales y más habilidades duras, como por ejemplo competencias tecnológicas. Sabemos que en el futuro, la tecnología es la que va a dar más puestos de trabajo estables, y nos hemos centrado en buscar cuáles son esas competencias y cuales son las líneas de trabajo que se están dando en el futuro. Por ello estamos planificando ahora mismo un proyecto para que las mujeres se puedan formar como técnicas administrativas”, indica Maripaz.

El cambio viene con fuerza de mujer

Si alguna sensación nos deja la entrevista que tenemos con María Cortés y con Maripaz Andersen es que el Pueblo Gitano saldrá una vez más adelante, convirtiendo las dificultades en posibilidades. Así nos lo transmite María Cortés. “La situación es la que es, es un momento difícil para todas las personas, pero depende cómo se enfrente. Si se afronta con esa fortaleza y con ese espíritu de superación que las mujeres con las que estamos en contacto nos demuestran día tras día, nos creceremos  y no nos quedaremos atrás”.  Para ella, las claves son “las redes de apoyo, la educación y la formación basada en evidencia”.

Maripaz, por su parte nos indica que la transformación viene de las mujeres gitanas, “de la base”, pero que es necesaria también “voluntad política” y por ello también nos explica que una de las principales estrategias de la entidad es “llevar a la administración todo aquello de lo que existe evidencia que transforma” para que puedan aplicarlo. Por ello participan muy activamente en espacios como el Plan Integral del Pueblo Gitano o el Intergrup del Parlament de Cataluña. Y nos avisa que “si lo que va a ser la diferencia de lo que pase con la comunidad en este tiempo, y el indicador son las mujeres con las que nosotras nos relacionamos, vamos a estar estupendamente porque tienen mucha fuerza, muchas ganas, no están para sentarse y llorar, si no que están para ver cómo solucionan la situación, para salir, para formarse. Y si ese es el indicador, es esperanzador ¡El cambio viene con fuerza de mujer!”.

¡Participa con ellas!

Drom Kotar Mestipen tiene diferentes actividades y proyectos en los que puedes participar. El próximo 1 de febrero inician un curso de Directora de tiempo libre infantil y juvenil, destinado a mujeres gitanas que ya disponen del carné de monitora. Se realizará de manera online, de lunes a viernes de 9.30h a 12 h. Podéis inscribiros rellenando el siguiente formulario.

Por otro lado también podéis participar de otras acciones que ya están en marcha:

– Las cápsulas de Tecnologías de Información y Comunicación (TICs), para personas que quieran mejorar o aprender a utilizar las TIC. Todos los jueves y viernes de 10 a 11.30h. Podéis inscribiros rellenando el siguiente formulario.

– Clases de catalán online, todos los martes de 10 a 11.30 h. Podéis inscribiros rellenando el siguiente formulario.

– Asesoramiento y acompañamiento a las jóvenes y mujeres en itinerarios educativos / formativos u otros temas de interés.

Puede contactar con Drom Kotar Mestipen escribiendo a la dirección de correo electrónico info@dromkotar.org o llamando al número de teléfono 93 304 30 00

Sobre el autor

Pedro Casermeiro
Pedro Casermeiro és llicenciat en Psicologia per la Universitat de Barcelona. És membre de la directiva de Rromane Siklǒvne i de la Fundació Privada Pere Closa. Pedro també es formador en llengua romaní i coordinador del “Museu Virtual del Poble Gitano a Catalunya”.

Leave a Reply