Educación temprana: por una educación de éxito en La Mina

Educación temprana: por una educación de éxito en La Mina

El pasado viernes 3 de marzo el Plan Integral del Pueblo Gitano de Cataluña organizó una conferencia en el barrio de La Mina sobre los beneficios de una educación temprana para los futuros aprendizajes de niños y niñas y su inclusión social.
Cerca de 70 personas acudireron a la conferencia sobre educación temprana organizada por el Plan Integral del Pueblo Gitano

Cerca de 70 personas acudireron a la conferencia sobre educación temprana organizada por el Plan Integral del Pueblo Gitano

Una de las mayores demandas en el ámbito educativo  de las familias gitanas, y también del movimiento asociativo, es que la educación que reciben sus hijos e hijas sea del mismo nivel y calidad que la que reciben otros niños y niñas. Por este motivo el Plan Integral del Pueblo Gitano en Cataluña ha organizado una conferencia sobre la educación temprana y sus beneficios en el barrio de La Mina y, empezar así, a construir consensos y sinergias con los agentes educativos y las familias del barrio para una educación exitosa de los más pequeños.

La conferencia que se realizó en el Casal Cívic de la Mina fue inaugurada por Ramón Vílchez, responsable del Programa del Poble Gitano i de la Innovació Social de la Generalitat de Catalunya. Vílchez remarcó la importancia de esta edad para la educación de niños y niñas ya que es la etapa en la que se pueden generar las primeras desventajas educativas y pueden acabar por condicionar el futuro laboral de niños y niñas gitanas, “la escuela que queremos debe ser la escuela donde llevaríamos a nuestros hijos, una escuela donde sean felices pero que tenga nivel. El alumnado gitano tiene que salir de la ESO con el mismo nivel que salen otros niños de otras escuelas, y que puedan competir en igualdad de condiciones con los demás, porque es  difícil entrar en el mundo laboral con formación y titulaciones, y aún más cuando no están preparados”.

La Dra. Rocío García Carrión, investigadora de la Facultad de Educación de la Universidad de Cambridge, realizó una ponencia sobre los beneficios de una educación temprana en la que explicó que desde el mundo de la investigación se ha mostrado que todo lo que aprenden los niños desde que nacen hasta los seis años será la base para los aprendizajes posteriores y permitirá que puedan evolucionar más fácilmente y obtener mejores resultados a lo largo de toda su trayectoria académica. De manera que quien pierde el potencial de aprendizaje en esta primera etapa de la infancia, difícilmente podrá compensarlo, ya que quienes sí la aprovechan evolucionan de manera más rápida.

Rocío García indicó que la educación en la etapa de los 0 a los 6 años es clave para evitar la desventaja social que padece la comunidad gitana, “los niños no nacen más preparados que otros, el componente genético se calcula que tiene un peso de un 25%, todo lo demás son posibilidades de mejora para todos por igual. Los gitanos no tienen por qué tener una desventaja si les ofrecemos un contexto educativo como a cualquier otra persona”. Y entre las claves para una educación temprana de calidad Rocío explicó diferentes actuaciones contrastadas científicamente como organizar las aulas en grupos interactivos donde los alumnos trabajen juntos, puedan ayudarse unos a otros y puedan contar con la participación de familiares dentro de las aulas. Otra de las actuaciones que han arrojado buenos resultados es la lectura y comentario de los clásicos de la literatura universal  con los niños desde que tienen un año de edad, ya que, según Roció García “tienen capacidad para entenderlos y de esta manera adquirirán un vocabulario más extenso y académico que con cuentos infantiles”.

Para finalizar la conferencia tuvo lugar una mesa de experiencias en la que madres y padres gitanos que han retomado sus estudios explicaron la importancia de la educación para ellos y para sus hijos. Jorge González, padre de tres hijos y vecino del barrio de la Mina explicó las dificultades dentro del mundo laboral cuando no se posee formación y expresó sus deseos para la educación de sus hijos, “pasan los años y te das cuenta de la realidad, sin educación el mundo laboral es muy complicado, los trabajos son precarios y no podemos avanzar para tener una mejor calidad de vida. Por eso, nuestros hijos, cuanto antes empiecen a aprender y a estudiar, mejor”.

Sobre el autor

Pedro Casermeiro Pedro Casermeiro
Pedro Casermeiro és llicenciat en Psicologia per la Universitat de Barcelona. És membre de la directiva de Rromane Siklǒvne i de la Fundació Privada Pere Closa. Pedro també es formador en llengua romaní i coordinador del “Museu Virtual del Poble Gitano a Catalunya”.

Leave a Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies