Los alumnos del Institut-Escola Mediterrani de Tarragona han disfrutado de un casal de verano con la ciencia como protagonista

Los alumnos del Institut-Escola Mediterrani de Tarragona han disfrutado de un casal de verano con la ciencia como protagonista

Las actividades de verano de la escuela nacieron a petición de las familias en 2017 y, desde entonces, cada verano los alumnos del centro pueden disfrutar de manera gratuita de una oferta de ocio educativo y ciencia de calidad.

Las actividades de verano que organiza el Institut-Escola Mediterrani conecta las actividades más propias del tiempo de verano con los aprendizajes que los alumnos desarrollan durante el periodo escolar. Así, todos los días, los 76 niños y niñas dedican un espacio de tiempo a trabajar con los materiales y contenidos que los profesores del centro dejaron preparados para reforzar los aprendizajes y facilitar que los alumnos lleguen al final del verano más preparados para el nuevo curso.

Pero sin duda, la gran apuesta de este espacio educativo es su espíritu científico, no en vano, su coordinadora es miembro del grupo de investigación Metodología de Investigación Educativa con Impacto Social (MEDIOS) de la Universitat Rovira i Virgili (URV). Uno de los principales objetivos es acercar el mundo de la ciencia a niños y jóvenes que, por su situación de exclusión socioeconómica y geográfica, tradicionalmente no tienen acceso a este tipo de vocaciones. Por ello, se desarrollan diferentes talleres científicos liderados por investigadores de la URV que permiten entender, de un modo muy práctico, conceptos relacionados con diferentes materias trabajadas en el aula durante el curso escolar.

Uno de los últimos días de la actividad, los niños y sus familias hicieron una salida muy especial, se acercaron a las instalaciones del campus Sescelades de la URV para conocer de primera mano el trabajo que se realiza en un centro de investigación como el Instituto Catalán de Paleoecología Humana y Evolución Social (ICPHE), además de tomar parte en un taller de experimentación en el laboratorio de la Facultad de Química y hacer una gincana por el campus universitario.

Entre el alumnado del Instituto-Escuela Mediterráneo y del casal, la población gitana representa una parte muy significativa, motivo por el cual el Plan Integral del Pueblo Gitano del departamento de Derechos Sociales ofrece apoyo económico para que todos los participantes, gitanos y no gitanos, puedan disfrutar de esta experiencia educativa de manera completamente gratuita.

La colaboración entre el centro educativo, la Universitat Rovira i Virgili y el Plan Integral del Pueblo Gitano de Cataluña es el ejemplo de un proyecto educativo abierto a las familias, abierto al barrio y a su entorno, que promueve una mayor vinculación de los niños y niñas con su escuela, con los contenidos que trabajan en ella y con su ciudad, a la vez que permite promover, tanto en el alumnado como en las familias, la generación de expectativas de futuro ambiciosas y vinculadas a la formación académica y, en este caso concreto, vinculadas al mundo de la ciencia.

 

*Imagen de https://diaridigital.urv.cat

Sobre el autor

Pedro Casermeiro
Pedro Casermeiro és llicenciat en Psicologia per la Universitat de Barcelona. És membre de la directiva de Rromane Siklǒvne i de la Fundació Privada Pere Closa. Pedro també es formador en llengua romaní i coordinador del “Museu Virtual del Poble Gitano a Catalunya”.

Leave a Reply