El parlamento europeo exige a la Comisión Europea que aborde de manera específica el antigitanismo en Europa.

El parlamento europeo exige a la Comisión Europea que aborde de manera específica el antigitanismo en Europa.

El Parlamento Europeo hace un llamamiento a una estrategia gitana de la UE para contrarrestar el aumento del discurso oficial de odio y sus consecuencias en los estados miembro.

La resolución del Parlamento Europeo sobre discriminación pública y discurso de odio contra las personas gitanas, adoptada el pasado 17 de septiembre, identifica una tendencia generalizada en Europa y sus consecuencias en la sociedad, en medio de situaciones profundamente preocupantes en varios países. La resolución abre de nuevo el debate sobre la discriminación pública y el discurso de odio contra las personas romaníes.

Educación de baja calidad, desempleo, pobreza, redadas, pogromos, comportamiento policial arbitrario, demolición de viviendas y falta de documentos: esta ha sido la realidad durante generaciones de los romaníes europeos. Estos factores no solo se mezclan, sino que también se refuerzan entre sí, formando un círculo vicioso de discriminación estructural.

El informe impulsa medidas vinculantes en la estrategia que se espera proponga la Comisión Europea a finales de este año y también pide a los países de la UE que desarrollen estrategias nacionales.

La resolución reitera un llamamiento a la Comisión para que adopte una estrategia gitana de la UE y un mecanismo, permanente y objetivo sobre democracia, estado de derecho y derechos fundamentales que incluya la protección de los derechos romaníes.

Al mismo tiempo, pide la adopción de leyes y políticas en varias áreas diferentes, incluida la libertad de movimiento, el discurso de odio y el crimen, la educación y el acceso al empleo para garantizar la igualdad de derechos humanos de los ciudadanos europeos gitanos. Del mismo modo, la resolución también contempla el fin de la segregación escolar e indemnizaciones para víctimas de esterilizaciones forzosas.

En este sentido, el eurodiputado del grupo de los verdes de la alianza libre europea, Romeo Franz, afirmó que “el informe es una gran oportunidad para que la UE y sus estados miembros mejoren significativamente la situación de la población romaní. Pone a la vanguardia una propuesta legislativa para la igualdad, inclusión y participación de mi pueblo, por primera vez en la historia de esta Cámara y hace de la lucha contra el antigitanismo, principal causa de exclusión social de los gitanos, una prioridad. La UE tiene que hacer más para garantizar la inclusión social de la población romaní”.

El eurodiputado alemán de origen sinto también apuntaba que “durante demasiados años, las políticas relativas a los romaníes no fueron vinculantes y esto tiene que cambiar. Hacemos un llamado a los estados miembros de la UE para que reconozcan oficialmente el antigitanismo, que es la principal causa de exclusión social de los romaníes, y tomen medidas legislativas para combatirlo”.

Los eurodiputados finalmente señalaron que la crisis del COVID-19 ha empeorado la situación de las comunidades romaníes marginadas que viven en condiciones de hacinamiento e inhumanas y advierten que, debido al acceso limitado a la atención médica, el agua potable, el saneamiento y los alimentos, corren un mayor riesgo de contraer el virus.

Cabe recordar que las instituciones europeas y todos los países de la UE tienen la responsabilidad conjunta de mejorar las condiciones de vida y la integración de los romaníes. En 2011, la Comisión Europea pidió estrategias nacionales para la integración de los gitanos.

El Marco de la UE para las estrategias nacionales de integración de los gitanos se centró en cuatro áreas clave: educación, empleo, salud y vivienda.

Cada país elaboró una estrategia para los romaníes que fue evaluada por la Comisión Europea en 2012: Estrategias nacionales de integración romaní: un primer paso en la implementación del Marco de la UE. En 2013, el Consejo Europeo acordó una recomendación sobre medidas efectivas de integración de los romaníes en los países de la UE.

Sin embargo, las estrategias no son leyes y muchas de estas medidas han quedado en papel sin que la situación de la población romaní haya mejorado en estos últimos 8 años, los estados miembros han tenido libertad de adoptar estas medidas sin resoluciones vinculantes en sus políticas nacionales para abordar esta cuestión, dejando en el limbo demasiadas cuestiones que siguen estando latentes e incluso en aumento, con casos cada vez más frecuentes de violencia y discriminación.

Igualmente, el Consejo de Europa también ha instado al gobierno español a incluir el antigitanismo en el código penal como circunstancia agravante en la comisión de un delito.

En estos tiempos, Europa se encuentra en una encrucijada peligrosa. Ciertos grupos y organizaciones están cambiando abiertamente el rumbo de los derechos de las personas romaníes buscando reemplazar la democracia y la diversidad con «valores tradicionales» de corte ultranacionalista. En este contexto de creciente odio y ataques a los derechos romaníes, con los estados miembros mirando hacia otro lado, es más importante que nunca reconfirmar y fortalecer el compromiso de las instituciones de la UE para trabajar en la protección de los derechos romaníes en Europa.

El Plan Integral del Pueblo Gitano de Cataluña es una iniciativa política de la Generalidad de Cataluña previa a la existencia del marco europeo para la integración de la población gitana y ahora también prepara, en colaboración con el mundo asociativo gitano, un nuevo ámbito de actuación y una ley para erradicar el antigitanismo. De este modo, Cataluña se convierte también en la primera región europea en abordar esta cuestión y elaborar una ley específica contra el antigitanismo.

Sobre el autor

One thought on “El parlamento europeo exige a la Comisión Europea que aborde de manera específica el antigitanismo en Europa.

Leave a Reply