HISTORIA

Los gitanos hoy

Cuando los Reyes Católicos empiezan a construir la idea de Estado, de España, los gitanos ya estaban aquí y por lo tanto, en estos casi 600 años, han formado parte de la ciudadanía y de la construcción de este País de Países, donde conviven pueblos, nacionalidades y culturas. Ahora, ¡POR PRIMERA VEZ!, la minoría étnica gitana, el Pueblo gitano, no tiene las leyes en contra. Al contrario, nuestra legislación se ha corregido y se ha dotado de un sistema de normas que protege a las diversidades y penaliza el racismo.

La primera corrección la defendió en las Cortes el diputado gitano Juan de Dios Ramírez Heredia quien defendió la supresión, en el Reglamento de la Guardia Civil, de los artículos 4,5 y 6 por antigitanos. El 19 de Julio de 1978 se publicaba la orden de supresión donde hablaba del principio de igualdad entre todos los españoles y el evitar “cualquier tipo de discriminación entre los ciudadanos por razón de sexo, edad, raza o religión.

Unos meses más tarde, el día 6 de Diciembre de 1978 los españoles y españolas aprobamos por referéndum la Constitución.

Constitución española

Preámbulo

“Proteger a todos los españoles y pueblos de España en el ejercicio de los derechos humanos, sus culturas, lenguas e instituciones.”

Artículo 3 

“La riqueza de las distintas modalidades lingüísticas de España es un patrimonio cultural que será objeto de especial respeto y protección.”

Artículo 14

“Los españoles son iguales ante la Ley, sin que pueda prevalecer discriminación alguna por razón de nacimiento, raza, sexo, religión, opinión o cualquier otra condición o circunstancia personal o social.”

Artículo 19

“Los españoles tienen derecho a elegir libremente su residencia y a circular por el territorio nacional. Asimismo, tienen derecho a entrar y salir libremente de España en los términos que la ley establezca.”

Código penal español. Reformas (de la Ley Orgánica 8/1983):

(…) Entre los delitós cometidos por los particulares, con ocasión del ejercicio de los derechos de las persona reconocidos por las Leyes, se ha apreciado la necesidad de que la Ley penal contribuïa a garantizar la realidad del principio de igualdad entre las personas, penalizando comportamientos discriminatorios determinados or razones étnicas, de raza religión y opinión política o sindical. (…)

Artículo 137 bis

“Los que (tengan) con propósito de destruir, total o parcialment, a un grupo nacional, étnico o religioso (…), seran castigados (…).”

Cabe destacar la sentencia 1360/94 de 27 de julio de 1994, del Tribunal Supremo, donde se condena con más de cinco años de prisión al Alcalde de una población por incitar y participar con los vecinos en una manifestación que acabó destruyendo y quemando las casas donde vivían los gitanos. Es la primera vez que los tribunales condenan un acto contra los gitanos en España.

Declaración universal de los derechos humanos. Naciones Unidas.

Artículo 1 

“Todos los seres humanos nacen libres e guales en dignidad y derechos y, dotados como están de razón y conciencia, deben comportarse fraternalmente los unos con los otros.”

Artículo 2

“Toda persona tiene todos los derechos y libertades proclamados en esta Declaración, sin distinción alguna de raza, color, idioma, religión, opinión política o de cualquier otra índole, origen nacional o social, posición económica, nacimiento o cualquier otra condición.

Pero todo este positivo cambio legislativo no evita que exista una idea negativa por parte de la sociedad mayoritaria sobre los gitanos. Una idea construida a través de una persecución legal contra la “diversidad gitana” durante seiscientos años que ha creado un arraigado estado de prejuicios y rechazos de “lo gitano” y un absoluto desconocimiento de su hermosa cultura, de la que solo nos llega una idea folclorizada de los artistas del flamenco y del toreo, cuando no una idea estereotipada desde lo marginal o delictivo en los medios de comunicación.

Podemos decir que, empezando el siglo XXI, las leyes del Estado español defienden el derecho a la existencia y desarrollo de las diversidades culturales y penalizan el racismo, en contraste con una sociedad mayoritaria recelosa y poco dispuesta a admitir que los gitanos tienen una cultura respetable y positiva.

A pesar de todas las dificultades los gitanos hoy forman parte de nuestra sociedad. Están casi todos dentro del sistema escolar. Muchos ya están llegando a la educación secundaria y un pequeño grupo ya han llegado a la universidad. Más de doscientas gitanas y gitanos han acabado sus carreras universitarias y ya es posible ver médicos y abogadas, diputados en las Cortes y Concejalas en los Ayuntamientos, maestras y profesores universitarios. Igualmente están ya presentes en todas las profesiones desde taxistas a peluqueras, desde funcionarios a sindicalistas, desde obreros de la construcción a trabajadoras de banca y hasta Policías Nacionales y Guardia Civiles.

Y es que conforme se llega a una situación socioeconómica digna, también se llega a que los hijos e hijas vayan a la escuela y con ello puedan optar a otros oficios y profesiones que no sean la conocida venta ambulante que aún realizan muchas familias gitanas.

Tener una carrera universitaria, tener una casa digna, ejercer cualquier oficio o profesión,… no impide el ser gitano, como no impide el ser valenciano, andaluz, gallego, francés o americano.

Artículo original del proyecto “Maj Khetane” (más juntos, en lengua romaní), un recurso didáctico interactivo presentado en un formato multimedia y concebido por Jesús Salinas. Maj Khetane es un material de consulta que se ubica en una concepción de la educación intercultural y los materiales didácticos que presenta son una pequeña enciclopedia sobre el mundo gitano, estructurada en los siguientes bloques: Historia, Cultura,  Manual de Conversación en Romanó, Actividades, Cuento, Historietas, Recursos didácticos, Recursos gráficos.
Escrito por Jesús Salinas.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies