Paco Suárez, tras la huella Romaní

Paco Suárez, tras la huella Romaní

El director de orquesta gitano Paco Suárez es una de las personas que conocer con mayor profundidad la música gitana de toda Europa. En los últimos años está desarrollando una densa investigación sobre la influencia romaní en la música clásica, y una de sus últimas colaboraciones ha sido con Music4Rom, un proyecto que pretende difundir la riqueza de la música gitana entre los más jóvenes.

 

¿Qué es lo que te ha motivado a unirte al proyecto Music4Rom?

Dentro de mí hay una inquietud muy grande que me lleva siempre a seguir trabajando con la música gitana. Mi trabajo, como director en una escuela de música clásica, no tiene mucho que ver con la música gitana, y siempre me desplazo un poquito porque necesito estar en contacto con mi música, que en España es el flamenco, pero que fuera de España hay otras músicas gitanas que me encantan, que me vuelven loco, y por eso siempre que puedo me escapo para compartir momentos musicales con los gitanos de Europa.

 

DSC_0098-2

Como bien dices, el flamenco es la música que más han cultivado los gitanos en España, ¿crees que hay relación entre el flamenco y las músicas romaníes presentes en Europa?

Evidentemente, muchísima. Hay relación harmónica, melódica y rítmica, que son los tres pilares en los que se basan la música hoy día, que es melodía, acompañamiento y ritmo, están presente en la música de los gitanos europeos y españoles. Aunque si es cierto que también todos los gitanos del mundo podemos prescindir de la armonía, que está representada por los instrumentos de acompañamiento. Los gitanos españoles podemos cantar y bailar sin guitarra, los gitanos rumanos pueden cantar ad libitum, cantar sin instrumentos, y otros gitanos se acompañan de darbukas y de instrumentos de percusión, y no les hacen falta instrumentos armónicos. Esa es una característica muy peculiar del pueblo gitano, que proviene de nuestra ascendencia india y persa, que sigue presente en nuestra memoria histórica.

Los gitanos desde el principio usamos dos elementos, que son los dos elementos principales en la India todavía, el Raga y el Tala, la melodía y la percusión. Los gitanos con las palmas y con la voz somos capaces de hacer flamenco, y eso es una virtud que conservamos desde hace mil años, y esa es una capacidad que no poseen todos los pueblos. Nosotros hemos mezclado nuestras músicas con otras músicas, pero hemos mantenido nuestro ADN musical.

 

¿Crees que esos elementos musicales comunes con el resto de gitanos europeos podrían estar en la base del origen del flamenco?

Sin lugar a dudas, el flamenco nace porque se mezclan y se reviven diferentes músicas en España en un momento social, político y económico determinado. Un momento en que tanto gitanos, como árabes, como judíos empiezan a ser los malos de la película, los “no españoles”, y los tres tenían el mismo origen musical, que eran los países árabes de oriente medio y comparten la misma esencia musical. Los melismas que aparecen en la música gitana, o árabe, judía son la materia prima, que después en España se transformaría para dar lugar al flamenco. Y nos podemos preguntar por qué el flamenco no nace en Rumanía, pues simplemente porque en Rumanía no había un imperio árabe y no hubo nunca un reducto árabe con el que juntarse y mezclar música. Pero lo contrario en Turquía sí que encontramos árabes y si escuchamos su música encontraremos muchas semejanzas con el flamenco. Es más, si cogemos a un gitano y lo ponemos a cantar al mismo tiempo que suenan los rezos de los musulmanes por la mañana, veríamos que son cantes iguales, que tienen la misma estructura que puede tener una toná o una seguiriyas.

 

foto orquesta-2

Durante estos últimos años estás llevando a cabo una investigación sobre la influencia de la música romaní en la música clásica. ¿Cuáles son los retos que te planteas con ella?

Quiero demostrar que los gitanos somos parte importante en la construcción del acervo cultural y musical de Europa, quiero demostrarlo y quiero que se nos reconozca. Los gitanos siempre somos aplaudidos en los escenarios, pero nunca somos reconocidos como los autores de esas músicas, y ésta va a ser mi misión. Demostrar que las danzas que compuso Brahms no eran originarias de su mente, sino que fueron producto de la imitación, de la influencia recibida de sus vecinos gitanos y de unos amigos suyos que tocaban el piano y el violín, gitanos también. Quiero demostrar que las maravillosas rapsodias húngaras que compuso Franz Liszt son producto de la inspiración que recibió de los gitanos húngaros. Quiero demostrar que los Lied de Schubert son producto de la inspiración que recibió de los gitanos nómadas con los que él se fue a vivir. Pretendo demostrar que eso es así, y que se reconozca el origen gitano de esa música clásica. Hubo un periodo en Europa en que casi toda la música estaba llena de melodías, acordes y ritmos gitanos. Este período comprendió desde el Romanticismo hasta los Nacionalismos de principios del siglo XX, cuando grandes compositores como Manuel de Falla, Joaquín Turina o Enrique Granados, se dedicaron en parte de sus obras a transcribir la música flamenca.

Me gustaría que todo esto se reconociera en los conservatorios, y que cuando un estudiante de clásico toque las danzas húngaras, el profesor le explique que eso es música gitana; y cuando un pianista tocara a Franz Liszt, que se le explicara que la música del piano de Liszt proviene de la música del címbalo de los gitanos húngaros. Así, los músicos que se están formando en los conservatorios tendrán una formación plena y concisa sobre la verdad de la música en Europa.

 

¿Y por qué crees que aún no se ha reconocido el mérito musical de los gitanos?

Igual que no se reconoce, por ejemplo, la influencia que tiene la lengua gitana en el castellano. Cuando la gente utiliza la palaba “chaval”, en realidad están utilizando una palabra de origen gitano y no latino; y eso mismo sucede con muchísimas más palabras como “pinreles”, “sobar” o “jalar”. Y esto es así porque existe un racismo cultural que intenta despojarnos de todo mérito y de todas las aportaciones que hacemos a la sociedad; y este racismo cultural no tiene otro objetivo que no reconocer lo que otros grupos culturales han ofrecido a la sociedad española.

 

¿Y qué consideras necesario para superar este racismo cultural?

Sobre todo que los gitanos tomásemos más conciencia sobre este tema y fuésemos capaces de escribir libros defendiendo nuestro patrimonio cultural. Los gitanos deberíamos ser más activos, alzar nuestra voz, dar conferencias, y aliarnos con los gachés para que nos ayuden, simplemente queremos decir la verdad, y ésta tiene que ser aceptada por los que no son gitanos. Cuando consigamos que se nos conozca, entonces tendremos un camino más abierto al respeto. El mejor eslogan que podríamos decir los gitanos al mundo entero es “¡Conócenos!”.

 

Sobre el autor

Leave a Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies